Inflación: ¿Dónde invertir para recuperar nuestro capital?

Aunque parezca mentira, es difícil pero no imposible. Sin guardar nada en el colchón, acá te contamos cómo ganarle a la inflación. El dinero cada día rinde menos debido al aumento de los precios en servicios y bienes de consumo. Sentir que nuestro capital no alcanza, es un síntoma inequívoco de los efectos de la inflación.

Ante esta situación, nuestro dinero disponible para hacer inversiones o para ahorrar debe superar el desafío de generar ganancias para sobrepasar los niveles de la inflación, de lo contrario se desvaloriza y afecta nuestro presupuesto. Entonces, ¿Qué podemos hacer para cuidar nuestro capital y obtener algún tipo de rentabilidad?

Pérdida de poder adquisitivo, el gran flagelo de la inflación. (Fuente: Unsplash).

Ante una situación inflacionaria no nos sirve dejar nuestro dinero ahorrado guardado en casa debido a que cada vez podremos adquirir menos bienes, por la depreciación de la moneda. Lo mejor que podemos hacer entonces, es invertir el dinero que tengamos ahorrado para que genere alguna ganancia.

Cuando contamos con la posibilidad de tener un margen de ahorro en nuestro salario, es recomendable hacer movimientos seguros como para que el dinero no pierda valor y hasta para sumar un plus en el mejor de los casos. La clave está en saber combinar alguna de las distintas propuestas que veremos a continuación:

1- Plazos fijos:

La operatoria de los plazos fijos se basa en prestarle dinero al banco por un tiempo determinado. Una vez que se cumple el plazo, el banco nos devolverá el dinero prestado y depositará el equivalente a la tasa de interés. Lo que debemos tener en cuenta es que las tasas actuales de los plazos fijos son altas y van variando dependiendo del banco.

Además, recientemente se implementó una modificación en la regulación bancaria en nuestro país donde el usuario de un banco puede hacer un plazo fijo en cualquier otra banca sin importar si es o no cliente. Así los clientes pueden aprovechar hacer su plazo fijo en la institución que más tasa de interés pague.

Por otro lado, este método es un clásico, y sigue siendo rentable, por lo que resulta una buena opción para que el dinero ahorrado no pierda su valor y, al menos, contrarrestar los efectos de la inflación.

También están los plazos fijos ajustados por los índices UVA: Es una inversión que ajusta el capital constituido a la variación del CER (Coeficiente de Estabilización de Referencia). Una buena referencia para calcular el rendimiento de plazos fijos es a través de los simuladores de plazos fijos que ofrecen los sitios web de los bancos.

Bonos o plazos fijos, son algunas de las opciones para recuperar inversiones. (Fuente: Unsplash).

2- Letes y LECAP:

Se trata de inversiones en títulos públicos que requieren mayores montos de inversión y cierto grado de conocimiento por parte del inversor. Son activos menos líquidos, pero su ventaja está en la rentabilidad. Las LETES (Letras del Tesoro Argentino) se pueden adquirir tanto en pesos como en dólares, pero rinden dólares a su vencimiento.

Por su parte, las LECAP Son “Letras en Pesos Capitalizables” emitidas por el gobierno nacional desde 30 días hasta un año de plazo con rendimientos aproximados del 50% TNA. Si no desconoces cómo adquirir tus Letes y Lecap es posible solicitar asesoramiento por parte de inversionistas especializados.

3- Bonos:

Un bono es un título de deuda que una entidad pública o privada emite con el objeto de financiarse. Al ser un instrumento de renta fija, presenta la característica de tener un esquema de pagos preestablecidos, lo que nos permitirá conocer con antelación la ganancia que obtendremos. En nuestro país existen bonos tanto en dólares como en pesos.

A su vez, para invertir capital en bonos, los mismos pueden ser en pesos y pueden estar indexados para ganarle a la inflación:

– Bonos en pesos indexados por CER: Estos Bonos son aquellos cuyos capital se ajusta por el Índice de Precios al Consumidor y los intereses son calculados sobre saldos ajustados. Ideal para ganarle a la inflación.

– Bonos Dólar-Linked: Estos títulos son nominados en dólares, pero pagaderos en pesos al tipo de cambio oficial, lo que implica que tanto su capital como sus intereses son ajustados a la evolución del dólar desde su fecha de emisión hasta la fecha de pago.

Estas son solo algunas de las herramientas de inversión que existen en nuestro país. Según recomiendan los expertos, siempre es mejor combinar distintas opciones de inversión para minimizar riesgos y pensar en el largo plazo. Nuestra decisión debe basarse en la cantidad de dinero que tenemos disponible para invertir y por cuánto tiempo podremos prescindir de él, así sabremos a qué plazo podremos prestarlo o invertirlo según el caso.

Si estás pensando en invertir tu dinero siguiendo algunas de las sugerencias y te sirvió esta información, no olvides compartir esta entrada en tus redes sociales.

Volver